Fuki-ji Temple

OITA Península de Kunisaki Santuarios y templos venerables, cuevas repletas de figuras de Buda y una población dominada por el ámbar

Santuarios y templos venerables, cuevas repletas de figuras de Buda y una población dominada por el ámbar

La península de Kunisaki se encuentra en el interior de la zona norte de la prefectura de Oita y dispone de una gran cantidad de templos y santuarios de tiempos remotos, así como miles de estatuas de Buda en diferentes cuevas.

Si buscas un cambio de ritmo, también hay una ciudad construida totalmente en el estilo típico de los años 50, cuando el Japón de la posguerra todavía estaba buscando su camino.

No te pierdas

  • El santuario Usa-jingu, donde se encuentra la deidad protectora de la familia imperial
  • Retroceder hasta los tiempos del Japón retro en Showa no Machi
  • El templo Fukuji, declarado Tesoro Nacional

Cómo llegar

Las principales estaciones de la península son las de Usa y Kitsuki, a las que se puede llegar en autobús y tren y que están cubiertas por el Japan Rail Pass . Si quieres explorar el interior de la península, tendrás que alquilar un coche.

Los vuelos desde el aeropuerto de Haneda , en Tokio, hasta el de Oita tardan menos de 2 horas y, aproximadamente, 1 hora desde el de Itami, en Osaka. Desde el aeropuerto de Oita, toma un autobús limusina hasta la estación de Hiji y haz transbordo a la línea Nippo para llegar a la estación de Usa o Kitsuki.

Desde la estación de Oita, toma el tren rápido limitado Sonic-Nichirin o la línea Nippou hasta la estación de Kitsuki, en un trayecto de 35 minutos, o la de Usa, en 38 minutos.

Descubre las cuevas del monte Rakan

Las cuevas cercanas al templo Rakanji albergan más de 3700 figuras de piedra de Buda, entre las que se incluyen 500 rakan, o discípulos de Buda. Date un paseo por la zona para disfrutar de una experiencia de paz y serenidad.

Después de deleitarte con las vistas panorámicas de los picos y valles circundantes desde la cima de Rakanji, puedes visitar muy cerca de allí el túnel de Aonodomon, construido por un monje para disponer de una ruta más segura hasta el templo a través de las montañas de Kyushu. Cuenta la leyenda que dedicó 30 años a cavar el túnel a mano.

Visita Usa-jingu, el primer santuario Hachimangu

Los santuarios Hachiman son los segundos más numerosos en Japón, después de los Inari. Estas construcciones están dedicadas al legendario emperador Ojin, que fue deificado como Hachiman-shin, el dios de los guerreros.

El santuario Usa-jingu se encuentra en la ciudad del mismo nombre y fue el primero en dedicarse a esta deidad, lo cual lo convirtió en el principal de todos los santuarios Hachimangu. Sus vínculos con la familia imperial son muy estrechos, especialmente después de que el santuario Hachimangu de Usa contribuyera de forma muy significativa a la construcción del Gran Buda de Todaiji , en Nara .

Sus amplios terrenos ocupan alrededor de 150 000 m². Entra en el santuario desde la parte delantera para poder pasar por el hermoso estanque de Hatsusawa.

Admira el impresionante contraste de las paredes de tierra de color blanco, los pilares bermellón y los toques dorados y negros de Usa. El museo, que se encuentra a la derecha del santuario, también merece una visita.

Acércate a Fukuji, uno de los tres templos budistas Amida de Japón

El templo Fukuji, construido en el siglo VIII en la ciudad de Bungotakada, es la estructura de madera más antigua de Kyushu. La sala principal ha sido declarada Tesoro Nacional, mientras que su Buda sentado de madera ha sido designado Bien de Importancia Cultural de Japón.

La serenidad del ambiente y los alrededores boscosos lo convierten en un lugar ideal para relajarse y entregarse a la contemplación. Siéntate y disfruta de una hora de meditación para impregnarte del poder espiritual del templo.

Un nostálgico retrato en 3D del Japón de la posguerra

Showa no Machi, también en Bungotakada, recrea el ambiente de una ciudad japonesa tradicional de la década de los 50 y es un destino popular entre turistas y gente del lugar, en el que podrás encontrar tiendas pintorescas con nostálgicos carteles que venden artículos de electrónica, cosas para picar, juguetes y otros objetos de la época.

Date un paseo por sus calles a tu ritmo o hazte con un mapa de la zona para descubrir todas sus facetas ocultas. También cuenta con algunos museos, que bien merecen una visita, en los que se exponen juguetes y herramientas de la era Showa.

Cerca de Península de Kunisaki

Fuki-ji Temple Naturaleza
Oita Península De Kunisaki
Kitsuki Castle Historia
Oita Castillo De Kitsuki Oita-ken
Kumano-magai-butsu Atracciones
Oita Escultura De Buda De Kumano Magaibutsu Oita-ken
Fuki-ji Temple Historia
Oita Templo Fukiji Oita-ken
Showa no Machi in Bungo Takada Atracciones
Oita Showa No Machi En Bungo Takada Oita-ken
Usa Shrine Historia
Oita Santuario Usa-Jingu Oita-ken
Oita Prefectural Museum of History Historia
Oita Museo De Historia De La Prefectura De Oita Oita-ken
Kyushu Natural Zoological Park African Safari Parque Temático
Oita Zoológico African Safari Oita-ken
Rakan-ji Temple Historia
Oita Templo Rakanji Oita-ken
Nakatsu Castle Historia
Oita Nakatsu Oita-ken
Ao-no-domon Tunnel dug through the Kyoshu Peak Atracciones
Oita Túnel De Aonodomon Oita-ken
Nakatsu Castle Historia
Oita Castillo De Nakatsu Oita-ken