Utilizar icono en páginas para añadir a favoritos

¿Planeas un viaje a Japón?

Comparte tus fotos de viaje con nosotros añadiendo el hashtag #visitjapanjp a tus imágenes

Favoritos

sg056 sg056

GUÍA Shinrin-yoku: baños de bosque en Japón

El Shinrin-yoku, o baño de bosque, es una sencilla y terapéutica práctica nipona que consiste en pasar tiempo en un bosque

Si has estado alguna vez en un bosque, escuchando a los pájaros y viendo cómo se filtran los rayos del sol a través de las hojas, ya has participado en una de las mejores cosas que puedes hacer por tu salud física y mental. Incluso los médicos japoneses recomiendan los baños de bosque como antídoto contra la agitada vida urbana.

Los baños de bosque tienen efectos maravillosos sobre el bienestar físico y mental

¿Qué es un baño de bosque?

Deja el teléfono en el hotel y aprovecha para poner en práctica una desintoxicación digital paseando entre los árboles del bosque más cercano. No hace falta que hagas senderismo, corras o hagas escalada. Incluso te puedes sentar si así lo deseas. Dedica unos momentos a apreciar tu entorno y escuchar los sonidos que te rodean: el gorjeo de los pájaros, el crujir de la madera, el fluir de los arroyos... Respira ese aire limpio y aromático, y sumérgete en las vistas del suelo y sus texturas, así como las formas que dibujan las hojas en el cielo. Toca el suave musgo verde que cubre las piedras sombreadas o la áspera corteza de los árboles. Deja que la quietud que te rodea entre en tu interior y te desconecte del constante ajetreo de la ciudad. Disfruta de esta auténtica experiencia sensorial.

Los baños de bosque te hacen más feliz

Los numerosos beneficios de los baños de bosque para la salud

En Japón, los baños de bosque se han convertido en una parte vital de la atención sanitaria preventiva. Los resultados de los estudios llevados a cabo en el país demuestran que esta práctica mejora la calidad del sueño, el estado de ánimo, la capacidad de concentración y los niveles de estrés. El estrés crónico puede contribuir al desarrollo de enfermedades como ansiedad, depresión e insomnio, entre otras. También puede provocar otros problemas fisiológicos, como presión arterial alta, tensión muscular y disminución de la respuesta inmunitaria. Pasar tiempo en la naturaleza, lejos de la tecnología moderna y las grandes ciudades, puede mejorar la salud física y mental al reducir los efectos del estrés en el cuerpo. La prescripción médica de baños de bosque en Japón ha llevado a personas de todas las edades a disfrutar de un estilo de vida más saludable.

Historia de los baños de bosque

La práctica de los baños de bosque con fines terapéuticos en Japón se remonta a la década de 1980, cuando el gobierno comenzó a notar los efectos adversos del auge tecnológico en los habitantes de las ciudades japonesas, que se traducían en depresión, distracción, dolores y molestias. Estos efectos, que han ido empeorando con el pasar de los años, se han observado en ciudades de todo el mundo. En las ciudades es difícil relajarse debido a la sobrecarga sensorial causada por los atascos, la densidad de población y las largas horas que se pasan en la oficina. La gran demanda de bienes raíces ha convertido a muchas ciudades en lugares «sin verde» donde la escasez de árboles y parques apenas deja imaginar la naturaleza.

De ahí la importancia de los baños de bosque. Pasar tiempo en un bosque y prestar atención a nuestro entorno es una experiencia lo suficientemente estimulante como para incitarnos a emprender algo pero, al mismo tiempo, lo suficientemente relajante como para permitirnos disfrutar de un momento de paz.

El Dr. Qing Li, MD, Ph.D. es médico en la Escuela de Medicina de Nippon, en Tokio; presidente de la Sociedad Japonesa de Terapia Forestal y autor del libro «El poder del bosque. Shinrin-Yoku: Cómo encontrar la felicidad y la salud a través de los árboles». Según sus cálculos, pasamos el 93 por ciento de nuestro tiempo en espacios interiores. El autor identificó un trastorno de déficit natural en la sociedad, que contribuye a tener sentimientos negativos sobre la vida, pero que puede mejorarse significativamente con tan solo pasar unas horas en un bosque.

Las opciones para disfrutar de un baño de bosque están mucho más cerca de lo que crees

Medicina japonesa

El valor real de los baños de bosque radica en su gran accesibilidad. Los baños de bosque tienen beneficios similares a otras prácticas japonesas, como la meditación zen y la atención plena, y es un concepto mucho menos intimidante. La meditación se practica en posición estática, generalmente sentada o tumbada, mientras se deja que los pensamientos vayan fluyendo, libremente, a través de la mente. Por su parte, la atención plena consiste en tomar conciencia, de forma activa, del entorno y las propias circunstancias personales de la vida, e identificar los verdaderos sentimientos que uno tiene en el momento. En un bosque, la meditación y la atención plena llegan de forma natural al permitir que los sentidos se centren en los pequeños y sencillos cambios que se van produciendo alrededor.

¿Dónde puedo disfrutar de un baño de bosque en Japón?

Si no termina de convencerte la idea de darte un baño de bosque en soledad, tienes otras opciones en Japón. En todo el país, podrás encontrar centros especializados en esta práctica que ofrecen excursiones organizadas en función de tus necesidades personales. Con la ayuda de un guía o terapeuta, los visitantes aprenden a detenerse y apreciar la naturaleza que los rodea y es posible que puedan, incluso, terminar el día con una ceremonia del té, para volver a casa con una sensación de satisfacción y totalmente relajados.

Si prefieres darte tu baño de bosque en soledad, Japón cuenta con impresionantes parques nacionales que son candidatos perfectos para practicar el Shinrin-yoku. Si te gusta el senderismo, puedes llegar a los Alpes Japoneses desde Tokio. Si te inclinas más por hacer una peregrinación espiritual, te interesará saber que la península de Kii , al sur de Osaka, alberga los bosques sagrados del parque nacional de Yoshino-Kumano. Y si eres amante del cine y la aventura, dirígete al sur, hasta el parque nacional de Yakushima y explora el lugar que sirvió de inspiración visual para «La princesa Mononoke» de Hayao Miyazaki. Aunque Japón es famoso por sus grandes ciudades y sus luces de neón, el país cuenta con una gran variedad de paisajes naturales, perfectos para disfrutar de los baños forestales tan recomendados por los médicos japoneses.

También te puede interesar...

Please Choose Your Language

Browse the JNTO site in one of multiple languages